Identidad y firma electrónica con máxima seguridad y validez legal. Ir a Soluciones

Información 934 774 245915 762 181
Soporte de 9:00 h. a 19:00 h.

Tras un largo proceso que ha durado años, por fin, vemos la luz en cuanto a la video identificación se refiere. La pandemia ya nos hizo vislumbrar cómo podría ser la video identificación 100% telemática, sin presencialidad. Sin duda, toda una mejora en los procesos de identificación de alta seguridad a la hora de verificar la identidad de un usuario.  

Pero, ¿qué es la Video ID?

Hasta ahora, el único método autorizado en España para la identificación personal o personación debía realizarse de forma presencial, lo que suponía, además de concertar una cita, el desplazamiento del usuario hasta una oficina. La Video ID cambia las reglas del juego ya que supone ni más ni menos que el equivalente a la identificación que hasta ahora solo podía ser de forma presencial pero de forma telemática. Ya no necesitamos desplazarnos, ni concertar cita ni depender de un tercero.

¿Cómo se hace?

Tan sencillo como a través de la tecnología de vídeo en streaming. Pero ahora hemos dado un paso más. Con el inicio de la pandemia y el cierre de todo tipo de administraciones que no nos permitían la identificación de forma presencial, se recurrió a la videoidenficiación atendida, es decir, que necesitaba de una persona al otro lado de la pantalla para que certificase la identidad del usuario. Eso significaba la necesidad de pedir cita previa y siempre en un horario limitado.

Sin embargo, la videoidentificación aprobada recientemente nos permite realizar todo el proceso de forma totalmente autónoma.

¿Qué significa el cambio en esta normativa?

Tras la autorización de este nuevo sistema de identificación, ya podremos emitir certificados cualificados sin que el titular tenga que acudir a una oficina a identificarse con la pérdida de tiempo y costes asociados que supone.

¿Qué necesito para hacer una Video ID?

Lo único que requiere una videoidentificación es una buena conexión a internet, el documento de identidad en vigor y una cámara. Una vez tienes estas dos cosas, puedes iniciar el proceso, guiado y muy intuitivo y dejarlo grabado en cualquier momento, las 24 horas y los 365 días del año. Posteriormente, se validará si la videoidentificación es correcta y ya podremos proceder a emitir el certificado.

Share This
Ir al contenido