Identidad y firma electrónica con máxima seguridad y validez legal. Ir a Soluciones

Información 934 774 245915 762 181
Soporte de 9:00 h. a 19:00 h.

Como habrás leído en anteriores posts, estas últimas semanas la VideoID ha tomado un nuevo impulso tras ser autorizada, por parte del Gobierno de España, como método de identificación personal de forma telemática para la emisión de certificados cualificados. Ahora, ya no necesitamos desplazarnos, ni concertar cita ni depender de un tercero, como las largas citas previas en una oficina de la Agencia Tributaria o la Seguridad Social.

A raíz de esta novedad, queremos hablarte de otros procesos donde resulta esencial la videoID para identificar a un usuario.

1.       Contratación de servicios bancarios 

La VideoID se usa en la banca para la contratación de servicios, mediante un proceso llamado KYC (Know Your Constumer). Las políticas KYC se establecen entorno a un proceso de identificación y verificación de la identidad de un cliente.

El fomento de la innovación tecnológica en el sector financiero aconseja autorizar procedimientos de video-identificación remota en los que no sea imprescindible la interacción directa entre el cliente y el operador de la entidad bancaria  (procesos no asistidos). En este sentido, el Sepblac, Autoridad Supervisora en materia de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo, autoriza procedimientos de vídeo-identificación, desde el día 1 de junio de 2017.

A través de la VideoID el usuario muestra su documento identificativo y prueba la autenticidad del mismo junto a su imagen, además de otras comprobaciones automáticas de seguridad.

2.       En webs de gestión de criptomonedas

La industria de las criptomonedas cambia rápidamente y, por lo tanto, necesita de una regulación. Para regularlo, de forma fácil, rápida y segura, también sigue un proceso de KYC. Algo que resulta básico para conocer la identidad del cliente de este servicio, considerado como financiero. De hecho, el 10 de enero de 2020 se impusieron una serie de normas obligatorias para su regulación.

En este campo, la VideoID es una solución para verificar la identidad de los clientes de forma rápida, simple, sin softwares adicionales y segura. Tanto es así que son muchas las empresas que lo utilizan como, por ejemplo, la empresa Coinbase que la usa en el proceso de alta de un usuario.

3.       Sistemas de identificación ciudadana básica: Cl@ve, idCAT Mòbil

El sistema Cl@ve es un sistema no criptográfico que utiliza la línea móvil del usuario para poder tramitar con las Administraciones del Estado. Funciona mediante un código de un solo uso, recibido mediante mensaje SMS, y asociado a una persona física. Cualquier ciudadano puede registrarse en Cl@ve a través de una videollamada. En este caso, la interacción del ciudadano se realiza con un trabajador de la Agencia Tributaria, mediante el sistema de videoconferencia Zoom, verificando visualmente el DNI y compartiendo algunos datos tributarios que solo conoce el ciudadano interesado. El nivel de seguridad que se obtiene dentro de Cl@ve es el inferior de los que permite este sistema, que solo puede incrementarse a través de una identificación presencial.

El idCAT Mòbil es un sistema que permite identificarse digitalmente y firmar el envío de un formulario. Sirve para realizar la mayoría de gestiones y trámites con la Generalitat de Cataluña que no necesitan de un certificado cualificado asociado y, que, por lo tanto, no son tan robustas a nivel de seguridad. Para identificarse, el usuario se sirve de la VideoID que consiste en grabar un video con un dispositivo móvil o tablet y enviarlo para que personal de la Administración lo validen.

En conclusión: La video identificación virtual de personas permite realizar trámites remotos por internet que antes solo eran posibles mediante personación física. Ya son muchos los casos en los que se aplica la video identificación, aunque no sean exigibles los robustos mecanismos de seguridad que sí son requeridos a la hora de emitir una credencial digital fuerte como un certificado cualificado, que viene obligada a aplicar tecnologías de inteligencia artificial, reconocimiento automático de caracteres o de prueba de vida.

Share This
Ir al contenido